Mitos de invierno: Orión (y Escorpio)

Orión y sus perros de caza

En la mitología griega, Orión es un gigante mitológico: un cazador que va siempre acompañado de sus perros de caza: el Can Mayor y el Can Menor.

Así lo presentan en La Odisea, de Homero, como un gran cazador. Y en La Iliada se describe como una constelación y la estrella Sirio como su perro de caza.

Sirio, en la constelación del Can Mayor, es la estrella que más brilla en el cielo.

 

Orión y Escorpio

Orión, hijo de Poseidón y Euríale, princesa de Creta, nació en Beocia. El gran cazador se jactaba de ser capaz de matar a todas las bestias de la Tierra.

Gea, la Madre Tierra, se alarmó y le envió un escorpión, que acabó con su vida al picarle en el pie. Las diosas le pidieron entonces a Zeus que pusiera a Orión entre las estrellas y así hizo, también con el escorpión.

Cuando vemos a Orión en en cielo, en invierno, no vemos a Escorpio; y cuando sale Escorpio, Orión se oculta en el cielo, como si estuviese permanentemente huyendo de él.

 

Orión y Tauro

Otra leyenda cuenta que Orión descubrió un precioso estanque con una cascada donde se estaban bañando siete ninfas, hijas de Atlas. Zeus se ofendió y puso delante al toro Aldebarán.

En el cielo, podemos ver a Orión persiguiendo a Tauro, que tiene una estrella en el ojo que se llama Aldebarán.

 

Las estrellas de Orión

Esta constelación es conocida por su cinturón de Orión, formado por tres estrellas muy juntas: Alnilam, Alnitak y Mintaka. Es una constelación de invierno.

En el pie de Orión podemos encontrar una estrella supergigante azul, llamada Rigel.

Pero sin duda la estrella más famosa está en el hombro del cazador: Betelgeuse, una supergigante roja a seiscientos años luz de La Tierra, que está próxima a su extinción.

Seiscientos años más tarde de su explosión, veríamos una supernova desde La Tierra. Pero, ¿habrá explotado ya?


Todos los dibujos pertenecen a Stellarium.