La Osa Mayor y la Osa Menor

Constelaciones de todo el año

Las dos constelaciones más importantes son la Osa Mayor y la Osa Menor. Son las constelaciones que podemos ver durante todo el año en el cielo. La estrella polar, en la cola de la Osa Menor, es conocida como la estrella del Norte, estrella fija en el firmamento, ya que el eje de la tierra apunta hacia ella. Por eso, aunque pasen las estaciones, estas dos constelaciones están siempre en el cielo. La Osa Mayor es muy fácil de encontrar y muy útil, porque nos ayuda a encontrar la estrella polar. Cómo no podía ser menos, la Osa Mayor y la Osa Menor también tienen su propio mito.

 
 

Cómo encontrar la estrella polar

Para los romanos, las siete estrellas principales que conforman la Osa Mayor, hacían referencia a siete bueyes de tiro.

Esta constelación, comúnmente conocida como “El Carro”, también puede distinguirse por un carro ron ruedas abajo y tres caballos que tiran de él; o incluso como un cazo de sopa. Sus estrellas principales se llaman Alkaid, Mizar, Alioth, Megred, Phad, Merak y Dubhe.

Si tomamos como referencia la línea imaginaria que une Merak y Dubhe y la distancia entre ellas, contando cinco veces hacia arriba llegaríamos a la estrella polar, en la cola de la Osa Menor. De esta forma, la Osa Mayor nos ayuda a encontrar la estrella polar.

 

Júpiter y Calisto. François Boucher. SXVIII.

El mito de la Osa Mayor y la Osa Menor

La mitología nos cuenta la historia de Calisto, una cazadora que pertenecía al cortejo de Artemisa, diosa de la caza, para lo cual adoptó un voto de castidad. Zeus, el dios principal del Olimpo, se enamoró de ella y Calisto se quedó embarazada de él. Cuando la esposa de Zeus, Hera, se enteró, se enfadó mucho y él, para proteger a Calisto, la convirtió en osa. Pero con el tiempo Hera descubrió el engaño, hizo que Artemisa le disparase en una cacería. Para salvar a su amante y a su hijo, Zeus trasformó a Calisto en una constelación, la Osa Mayor, dándole así la inmortalidad. Un mito similar es el que acontece con Fénice, a quien Zeus convirtió en la Osa Menor.

Arcas y Calisto. Manuscrito del Siglo XVI.